0
1
2
3

La agroecología busca soluciones a problemas contemporáneos


Publicado: 26-10-2018

Soberanía alimentaria, problemas de salud, políticas institucionales, erosión de la tierra. Son algunos de los temas que se trataron en el VII Congreso Latinoamericano de Agroecología, celebrado del 2 al 5 de octubre en Guayaquil.

Fue el encuentro más importante de una serie de actividades que se realizaron en torno a la agroecología en América Latina.

Una de sus mesas fue la de “Consumo, Salud y Agroecología” para la que fueron invitados docentes e investigadores del Programa Andina EcoSaludable de la Universidad Andina Simón Bolívar. La ponencia que presentaron fue sobre la transformación de espacios de consumo en universidades, sus perspectivas y desafíos.

Asimismo, se realizaron foros y conversatorios a los que se denominó Jornadas Agroecológicas. La Universidad Andina fue una de las instituciones anfitrionas. Uno de ellos fue organizado con Heifer, Ocaru y el Instituto de Estudios Ecuatorianos; que son parte del colectivo Agroecológico del Ecuador.

Con palabras de apertura del profesor Jaime Breilh, coordinador del programa Andina EcoSaludable, y de Rosa Rodríguez, la mesa de discusión se centró en soberanía alimentaria, nutrición y políticas institucionales, con ocasión del día internacional de las mujeres rurales, que se celebró el 15 de octubre. Por el programa, también participaron Mónica Izurieta y Doris Guilcamaigua.

Entre las intervenciones estuvieron las de Sandra Pagalo, del proyecto de la Chacra al fogón; Esteban Tapia, docente de la Universidad San Francisco y representante del movimiento Slow Food; y Michelle O. Fried, nutricionista y autora de varios libros de cocina ecuatoriana. La mesa fue moderada por Cecilia Ponce de Heifer Ecuador.

En este conversatorio se plantearon ideas y desafíos, con principal énfasis en la situación económica y de salud de las mujeres campesinas, en un contexto de agroindustria y monocultivos. Otro tema que preocupa es el abandono del campo en vista de la migración de los jóvenes a espacios urbanos o su inserción como mano de obra en empresas privadas exportadoras. “Esta situación, señalaron los investigadores, provoca la erosión cada vez más grande de la sabiduría ancestral del cultivo bioseguro de alimentos”.

Los conflictos detectados en este contexto no se limitan a esos temas. También se habló de los problemas de salud derivados de los sistemas alimentarios  modernos; se discutió sobre obesidad y la persistencia de desnutrición infantil, así como las enfermedades de la tierra y el agua.

Ante este panorama, los panelistas propusieron espacios  de esperanza a través de la agroecología, el consumo resiliente de alimentos, el trabajo colectivo de la academia, organizaciones comunitarias y gobiernos locales.

Uno de los desafíos importantes planteados al final de este encuentro fue el de generar discusiones e incidencia en política pública para proteger la soberanía alimentaria y la salud, así como la importancia de estar atentos y ser propositivos ante la política pública desde el accionar de varias organizaciones, incluyendo a la academia.

MI- STR

Bookmark and Compartir
292